Sabemos que cuando estás enamorada e ilusionada con tu futura boda, crees que todo será hermoso y que tu matrimonio será el más feliz del mundo. No queremos quitarte la ilusión, quizás tu matrimonio sea el mejor del mundo, pero no por eso estará libre de conflictos o desilusiones. Lo mejor es que vayas al altar con la certeza de que algunas cosas no serán perfectas, pero si escogiste bien tu pareja, todo será parte de un maravilloso camino hacia la felicidad como matrimonio.

No todo lo que escuchas es verdad, ni lo bueno ni lo malo, por eso aquí te damos una lista con 5 verdades y 5 mitos que debes saber antes de casarte:

MITOS

1. Una vez casada ya no tienes vida

Muchas mujeres suelen tener la idea de que cuando se casen, pertenecerán a su esposo y vivirán en una especie de esclavitud. Sin embargo, eso es falso, todo depende ti y las ganas que tengas de seguir manteniendo el vínculo con tus amigas y seguir cumpliendo con las aspiraciones laborales que tenías.

2. El matrimonio lo arregla todo

Tal vez tu relación no se ha encontrado en sus mejores momentos. Sin embargo, el casarte no te garantiza que eso cambiará. Además, recuerda que al contraer matrimonio, ambos convivirán diariamente.

3. Debes convivir antes del matrimonio

Aunque se cree que es una buena idea, eso no significa que un matrimonio logre ser más exitoso que otros.

4. Te casas con tu pareja, no con su familia

Aunque al momento de casarte, lo haces con una persona individual, también estas aceptando un compromiso con su familia. Por lo tanto ambos deben tratar de llevarse bien con las familias de cada uno.

5. Tienes que casarte después de los 30

Actualmente, se dice que las parejas deben casarse después de los 30, dado que se recomienda disfrutar de la relación con la pareja y conocerse mejor. Sin embargo, el momento, depende de cada relación.

VERDADES

1.  Tu felicidad no puede ni debe depender de tu esposo.

A pesar de que han decidido estar unidos para siempre, eso no significa que deban dejar de seguir sus sueños. Aunque ahora son un matrimonio, ambos son personas individuales, por lo tanto pueden seguir su vida con algunos aspectos de su vida con normalidad, respetando siempre a la otra persona.

2.  Tendrán infinitas discusiones

Ningún matrimonio es completamente feliz, siempre habrá cosas con las que no congeniaran. Por lo tanto, existirán ideas y pensamientos diferentes. Sin embargo, cuando hay amor, eso ayudará a que siempre logren llegar a un punto medio.

3.  El sexo no siempre será maravilloso

Tal vez cuando eran novios, el sexo era una de las mejores cosas de su relación. Sin embargo, los momentos incómodos, el estrés del trabajo, entre otras cosas harán que no siempre sea fantástico. Pero, cuando hay amor todo se puede.

4. Verás partes de él que jamás imaginaste

Tal vez, cuando eran novios, siempre fue súper educado y de su ropa se desprendía un aroma delicioso. Sin embargo, ahora que viven juntos, ambos se verán en facetas diferentes y deberás llegar a un término medio con esas costumbres que tiene y no sabías.

5.  El camino no acaba aquí, sino que recién empieza

Aunque ya se encuentran casados, eso no significa que es todo, ambos deben demostrar todos los días a la otra persona las razones por las cuales vale la pena seguir casados, además de amarse.

Fuente: Peru.com/mujeres